Xabier Cabezón - licencia CC-BY-NC-SA

Estás en:  >>Página del Leitzaran   >>Ferrerías del Leizarán   >>Beriñas  |   

Ferrería de Beriñas

 

 

Tipo

Ferrería hidráulica.


Nombre

En general aparece en la documentación antigua como Beriñas, con alguna variante (Berines, Berunis en Lope de Isasti). El caserío actual figura con el nombre de Beriñaz (popularmente Beines y Beinez).


Situación

Coordenadas del caserío (la cota de altura corresponde a la orilla):

Long. 1º 57' 52" W. Lat. 43º 09' 41,4" N. Alt. 247m. (Hoja 89-6)
X. 584.185. Y. 4.779.357. Z. 247.(ED50 zona 30T)

Término municipal de Elduain (Gipuzkoa).

Río Leizaran, orilla izquierda, a 13,4 km de su desembocadura en el Oria; a 1 km al S de Olloki.

La ferrería estuvo situada a unos 50 metros al NNE del caserío, entre éste y el río, en la margen izquierda.


Acceso

Desde Urto o desde Andoain (por la vía verde del Plazaola). Para llegar al caserío se sube por la pista que arranca a 250 metros del puente del ferrocarril. También se puede subir al canal de Iberdrola por Uizin (pista que sube desde la boca N del túnel nº 17) y bajar al caserío, aunque la travesía por el canal no es buena. También puede vadearse el río, especialmente en verano.

Plano de la zona de Beriñas


Restos actuales

No queda ningún resto de la presa, que con toda seguridad era de madera.

El canal comenzaba unos 80 metros al sur del caserío, aproximadamente por donde comienza un depósito aluvial que se extiende al este del caserío, y discurría adosado a la pared del monte. A unos 20 metros del inicio se conserva un pequeño murete de piedra de la base del canal. Después de pasar por un rebaje en la roca (por debajo del caserío) el canal giraba al oeste. Actualmente se conserva la explanada hasta este punto; el desnivel entre la explanación y el suelo bajo la tapia que se citará luego es de unos dos metros.

La ferrería se situaba en lo que hoy es una pequeña pradera al norte del caserío, en la margen izquierda del río, en una zona de unos 70 por 20 metros. La pradera está delimitada actualmente por una pared de mampostería que sujeta el relleno de tierra que se hizo en algún momento, ya abandonada la ferrería.

Escorias en la tapia al norte del caserío

Escorias al NE del caserío
Escorias en la pared al norte del caserío. Foto: Xabier Cabezón (2016)

Tanto por debajo de la pared descrita como en el suelo más próximo a ella existen abundantes escorias, en una longitud de 70 metros, al N y al E del área ocupada por la ferrería.

A 200 metros al NW de la ferrería, también en la margen izquierda del río, hay una terraza artificial semicircular, de 90 metros de largo y una anchura máxima de 30 metros, que se eleva 2 metros sobre el río. Está sostenida en su borde por una pared de piedra. En la pared (y puede que en el relleno de la terraza) hay abundantes escorias sueltas a lo largo de toda su longitud, de buen tamaño y sin rodar; también hay muchas entre las piedras del río. Estas escorias no han debido de producirse en este lugar, sino que habrían sido transportadas desde la ferrería.

Escoria de la terraza norte

Otra escoria, en la terraza norte
Escorias en la terraza norte. Fotos: Xabier Cabezón (2016)

Al sur del caserío, en la curva a la derecha del río y en la margen derecha de éste hay un tramo de ladera con una particularidad: el río lo va erosionando continuamente. El terreno es de tierra, y desde 1954 la orilla ha retrocedido hasta 15 metros en algunos puntos. Este tramo queda enfrente del depósito aluvial de la margen izquierda.

Maderos de la orilla derecha de Beriñas
Tres de los maderos de la orilla derecha. Foto: Unai Cabezón (2014)

Aquí hay varios maderos o troncos, que sobresalen horizontales de la tierra del talud de la orilla. Están sumergidos en el agua buena parte del año, lo que hace que se conserven muchos años. La tierra en su parte próxima al agua está algo estratificada, y hay zonas que presentan un color de óxido de hierro, y quizá como de algo quemado. Hace tiempo, el río circulaba más a la izquierda. En esa época se situaron los troncos sobre la tierra, la cual fue ganando altura primero con aportes de tierra "oxidada" y luego de tierra normal, hasta alcanzar el espesor actual. Posteriormente la erosión del río ha hecho retroceder la orilla (proceso que sigue hoy día), dejando al descubierto los troncos.

El diámetro de los maderos oscila entre 20 y 40 centímetros, y su longitud visible es muy variable (hasta seis metros). Indican, al menos, que en esta orilla derecha ha habido algún tipo de construcción en madera, que luego quedó enterrada. Podrían pertenecer a la presa (habrían sido arrastrados). También cabe interpretarlos en relación con las capas de tierra "oxidadas" o quemadas (¿hornos de calcinación?).

Beriñas. Zona de la orilla derecha
La tierra estratificada, con las capas inferiores "tostadas" u oxidadas.
En el centro asoman las puntas de dos maderos. Foto: Xabier Cabezón (2015)

El caserío que fue vivienda de la ferrería está en la ladera de un pequeño lomo, 10 metros más arriba que el río. Es de planta rectangular, de 18 por 20 metros, de mampostería, y consta de planta baja, primera planta y un alto desván dividido a su vez en dos plantas. El tejado es a dos aguas. En la parte trasera, el desván tiene un amplio hueco al que probablemente llegaba un cable para hierba. Se encuentra habitado. El caserío dispone de producción eléctrica propia. Junto a él se encuentra un pintoresco palomar, en riesgo de desaparición.

Al norte del caserío y de la ferrería quedan un estribo y un soporte central del antiguo puente de Beriñas. Probablemente comunicaban la ferrería con el monte y con las minas de Beriñas, así como con un segundo puente (que estaría por donde el puente P30 del ferrocarril) para dirigirse hacia el escorial del norte.  Al este del caserío, en la margen izquierda, quedan los pilares del otro puente de Beriñas. Probablemente sea posterior a la ferrería.

Caserío Beriñas.
Foto: Xabier Cabezón (2011)

En el Boletín Oficial del País Vasco (nº 208 de 30/10/1997) se publica una Resolución de la Viceconsejería de Cultura, Juventud y Deportes del Gobierno Vasco, de 11/9/1997, en la que se declaran una serie de Zonas de Presunción Arqueológica en Elduain. Entre ellas figura "10. Ferrería Inturia (ruinas) (E)", donde "E" significa "Área que se especifica en el Plano".

Notas históricas

En 1415 Juan López de Lasquíbar (de Tolosa) era propietario y ferrón de la ferrería de Beriñas. Este año (junto con los propietarios de otras ferrerías) Juan firmó un convenio con los concejos de Berastegi y Elduain (ver propietarios de ferrerías).

En 1467 la ferrería de Beriñas era propiedad de Lope de Lasquíbar. El 26-VII de este año Enrique IV concedió, de por vida, los derechos del albalá y diezmo viejo a Domenjón de Andía.

Los Reyes Católicos también concedieron el 2-VI-1477 de por vida el diezmo del cobre que labraba la ferrería de Beriñas (que continuaba siendo propiedad de Lope de Lesquíbar) a Michel de Moxica. Esta merced se le concedió a la muerte del anterior mercedario, Juan Lopes de Tolosa.

En un informe de 1497 sobre fiscalidad se indica que "le valen los derechos destas ferrerías en cada un año al dicho Domenjón, las unas a dos mil maravedis, e las otras a mill e ochoçientos cada una dellas". Sobre los derechos de Michel de Moxica se dice que "el valor del cobre que ha labrado esta ferrería se falla que avia montado en los dos años e medio pasados fasta mill e dosyentos maravedis en cada un año ".

Llama la atención la referencia a la elaboración de cobre, sin que se den más detalles.

En una carta sobre situados, fechada en 1500, aparecen las siguientes ferrerías: Plazaola, Marinu [Mustar], Olloquiegui, Vernas [BERIÑAS], Ynturrino [Inturia] y Marvarrayn [Narbarrain].

Caserío Beriñas
Foto: Unai Cabezón (2001)

El 6-VI-1529 su dueño Domingo de Lasquíbar (clérigo beneficiado en Santa María de Tolosa) la arrendó a su hermano Juan López de Lasquíbar durante un año, con sus barquines, herramienta, anteparas y molino. En 1541 continuaba Juan como ferrón.

Una de las vías importantes de entrada y salida de materiales de las ferrerías del Leitzaran era el puerto y lonja existentes en Osiñaga (Hernani), a orillas del Urumea. Los derechos cobrados por los lonjeros eran de 4 maravedises por quintal, tanto de hierro elaborado como de mineral traído desde San Sebastián. Hubo muchos pleitos relacionados con esta lonja. El 24-IV-1550 los ferrones del Leizaran "se agraviaron" ante las Juntas Generales de Tolosa diciendo que el hierro (procedente, sobre todo, de Olloquiegui, Beriñas e Inturia) lo dejaban los lonjeros "en la orilla del río" por lo que "muchas vezes se nos hurtan y pierden fierros y benas, e a las vexes el mismo río si sobreviene alguna creçiente lo cubre con çieno". Todo estaba motivado por el indebido cobro de los derechos de la lonja sin existir ésta, al haber sido destruida en una riada. El ferrón de Beriñas era Domingo de Sagastiberri, ferrón también de Olloquiegui.

En las Juntas Generales del 24-XI-1559 se estipularon las marcas que debía llevar el hierro. A Beriñas le correspondió una "T", por la jurisdicción de "T"olosa, junto con otras ferrerías del Leizaran. Estas ferrerías fabricaban su hierro con vena de la tierra (mineral local).

Su ferrón entre (al menos) 1573 y 1581 era Juanes de Sagastiberría. Este último año efectuó un trato con Juan Pérez Miner (ferrón de Olloquiegui) por unos puercos y cortes del monte y sel de Atachui (actual Atatxin).

Placa solar en Beriñas
Producción de energía fotovoltaica en Beriñas.
Foto: Xabier Cabezón (2001)

El 21-VII-1590 su ferrón Juanes de Echeberría (de San Sebastián) se comprometió con Pedro Martínez de Ugarte (Tolosa) para entregarle 100 quintales de hierro en la lonja de San Sebastián. El 17-X-1599, en Berastegi, Juan Martínez de Echeberría (se trata del Juanes anterior) se concertó con Juanes de Aranguibel y sus hijos Gregorio y Tomás, carboneros, para que éstos le carboneasen 1000 cc. en Goroscelaeta (actual Gorostizelaieta, al SW de Beriñas). Juanes de Echeberría seguía como ferrón en 1600.

En 1605 vemos como ferrón a Juanes de Beriñas. Bien pudiera ser Juanes de Echeberría, que sería conocido con el nombre de la ferrería en la que trabaja.

El impuesto llamado "festaburnias" era de 9 quintales de hierro en 1615. En la relación de ferrerías guipuzcoanas que publicó Lope de Isasti en 1625 figura: "Berunis [sic] con martinete en Elduayen".

CEBERIO nos indica que "A finales del siglo XVII se lleva a cabo una gran obra de carpintería en la ferrería mayor; se menciona el derribo de toda la ferrería y la elevación del techo tres codos más alto".

Hacia finales del siglo XVII las ferrerías de Plazaola, Ameraun, Beriñas y Olloquiegui usaban mineral de hierro del yacimiento de Bizkotx (entro otros).

En una relación de ferrerías de 1752 y en otras posteriores tampoco aparece, por lo que para dichas fechas ya había dejado de trabajar.

Hasta la primera mitad del siglo XVI esta ferrería era de propiedad particular, pero luego no poseo más datos sobre si siguió en dicho régimen o bien pasó a manos de los municipios, como ocurrió con otras ferrerías del valle.


VARIOS

En las proximidades de la ferrería hay al menos dos minas (que provisionalmente he llamado minas de Beriñas y minas de Beriñas II), que por su proximidad debieron de surtir de mineral a la ferrería.


REFERENCIAS

(Ver Bibliografía)

CEBERIO, I.M.: Leizaran: Un valle singular, p.153.

DÍEZ DE SALAZAR, L.M.: Ferrerías en Guipúzcoa..., vol.I, pp. 220-221 y 300, y vol.II, pp. 37-38, 97, 287-288 y 305-306.

DÍEZ DE SALAZAR, L.M.: Ferrerías guipuzcoanas..., pp. 24, 223-4, 231 y 236.

GARCÍA DE VICUÑA OLAIZOLA, Iñaki: El transporte fluvial en el Urumea..., pp. 8, 24, 25 y 30. Página web

GARMENDIA, J.: De Etnografía vasca..., pp. 149 y 156.

GOROSABEL, P.: Diccionario Histórico-Geográfico..., p. 111.

LINAZASORO, I.: Caseríos de Guipúzcoa, p. 124.

LOPE DE ISASTI, Compendio...

TELLECHEA, J.I.: Ferrerías Guipuzcoanas a fines del siglo XV, pp. 96 y 105.


Estás en:  >>Página del Leitzaran   >>Ferrerías del Leizarán   >>Beriñas  |   

Última actualización: 16/08/2016